Archive for 11 abril 2012

Ulises (I)

11/04/2012

20120407-164642.jpg

He llegado a la mitad de Ulises. Y sigo adelante. El Ulises de James Joyce. No lo hubiera dicho nunca. NUNCA.

Me siento encantado conmigo mismo, encantado de conocerme, estoy EUFORICO. Ahora solo hay que terminar la otra mitad del libro.

Toma ya.

Ulises esta cambiando mi manera de leer, mi manera de entender la literatura, Ulises me esta cambiando como lector, lo digo en serio, ¿sabéis aquello de que un libro te cambia la vida? Bueno, Ulises podría ser ese libro para mí; pero no por las peripecias de Bloom, que son enormes, si no mas bien por toda esa serie de cambios que os acabo de contar. Es imposible que yo estuviese leyendo Ulises si no hubiera encarado su lectura de forma diferente al resto de mis lecturas, y esa diferencia es la que ha ido calando hasta hacerme cambiar todos mis hábitos de lector.

Porque el libro te obliga a ser paciente, a esperar, a deleitarte. Ulises es espesa, no os descubro nada, pero es poética y brillante, te demoras en sus párrafos casi por obligación, por goce, no sientes ninguna prisa, la novela te envuelve, es extraño, a mi me ha pasado con pocos libros.

Y si, es tremendamente difícil, incluso aburrida en algunos puntos, aunque mucho menos aburrida de lo que yo creía, al contrario, Ulises es divertida.

Hablaremos primero de la dificultad. Joyce escribe de una manera increíble, deliciosa, brutal y horriblemente confusa. Utiliza constantemente frases cortas, muy cortas, a veces solo palabras, en un mismo párrafo puede hablar de tres cosas distintas y hay que saber conectarlas, muchas veces deja las frases sin terminar, al estilo ¨todo esta muy oscuro y cuando.¨  y es  frustrante.  Un ejemplo:

Pero no todo es así, gracias a dios, hay partes extraordinarias, sublimes, he subrayado mas partes de este libro que de cualquier otro en mi vida, incluido Javier marias, que es El Gran Subrayado. Y solo llevo la mitad, según me cuentan, mejora mucho más.

Y si, es divertida, muy divertida, Joyce ha dotado de sarcasmo la novela, de socarronería,  Buck Mulligan por ejemplo, es un Holligan, un gamberro, es un personaje excelente, y Bloom no se queda atrás, sus pensamientos son demoledores, sus comentarios incisivos, eso me ha sorprendido mucho; creía que sería una novela mas bien seria y nada mas lejos de la realidad.

Bueno, espero seguir con este buen ritmo, con estas buenas sensaciones hasta el final del libro, seguiré contando…

Una sensación que tengo mientras leo Ulises, es que cada vez es mejor, cada vez me implico más, cada vez es más increíble.

¡Que grandes estamos esta mañana!